Cómo Empezar a Hacer Yoga. Curso de Iniciación al Yoga

Cómo Empezar a Hacer Yoga. Curso de Iniciación al Yoga

Cómo Empezar a Hacer Yoga. 

Si te estás preguntando Cómo Empezar a Hacer Yoga, tienes una meta clara y quieres contar con un programa sencillo y profesional para  iniciarte en la práctica de Asanas (posturas de yoga) desde casa, entonces estás en el lugar correcto.

Te presentamos el programa de Iniciación al Yoga: PRIMEROS PASOS.

¿En qué consiste este trabajo? Mira este video:

Cómo Empezar a Hacer Yoga en Casa. Metodología del Programa

El programa de iniciación al Yoga de NEXOYOGA tiene la siguiente estructura y metodología:

✅ 37 Asanas (Posturas de Yoga):

Según la Pedagogía NEXOYOGA, para que un curso de Yoga para Principiantes permita al alumno tener una experiencia inicial completa, óptima y segura, es necesario trabajar con un grupo mínimo de 37 Posturas de Yoga.

Este Sistema de Asanas tiene un nivel de complejidad mínimo, pero engloban los movimientos fundamentales de la columna (extensión, flexión y torsión).

Del mismo modo se trabajan con todas las cadenas largas del cuerpo, para dar una experiencia holística e impactar en todo el sistema nervioso. 

✅ 4 Secuencias Optimizadas:

Según nuestra Pedagogía, hay una manera ÓPTIMA Y EFICIENTE de ir introduciendo estas 37 posturas en la práctica de un principiante.

Esta estructura de 4 secuencias balanceadas (tablas de ejercicios) resulta aún más importante si el alumno que busca cómo empezar a hacer yoga, realizará su práctica EN CASA.

Cuando se trabaja sin la supervisión de un profesional de la enseñanza que pueda corregir una postura o la estructura de su práctica, es importante ir con “pie de plomo”

Por ejemplo, y aunque parezca lógico, en la primera secuencia del programa trabajamos posturas como:

VIRABHADRASANA 2

UTTHITA TRIKONASANA

UTTHITA PARSHVAKONASANA

TADASANA

Estas con algunas de las posturas que ayudan a despertar el cuerpo desde las piernas.  

✅ 8 Clases Especializadas:

Hay una gran diferencia entre Practicar Yoga y Aprender a Practicar Yoga.

Por esa razón el objetivo fundamental de estas clases es APRENDER A PRACTICAR: experimentar y comprender las claves de cada secuencia…

Así como los elementos de seguridad y alineación de las asanas fundamentales y los indicadores de crecimiento entre secuencias.

Y para que obtengas el máximo rendimiento de este curso, por cada secuencia del programa tienes 2 clases de 90 minutos impartidas por Jose Antonio Cao.

Acompañamiento de Práctica: 

Por último, y para redondear la experiencia del alumno que busca cómo empezar a hacer yoga, tienes la posibilidad de practicar cada una de las secuencias del curso en la APP de Yoga YOGABOT.

Imagina “seguir” la secuencia, paso a paso, con los tiempos de permanencia en cada postura, con el acompañamiento directo del Profesor de este curso: Jose Antonio Cao. es como tener a tu Profesor en Casa.

Te invitamos a descargar GRATIS Yogabot en esta página: https://yogabot.app/#/

Cómo Prepararte para practicar en casa. 

SI, quiero hacer este Curso. ¿Qué debo hacer?

Este trabajo lo tienes disponible en la Academia de NEXOYOGA.

Haz clic en el siguiente botón para ampliar más información del Programa y beneficiarte de un 20% de descuento.

El acceso al curso es INMEDIATO y cuentas con la Garantía Total de Satisfacción de NEXOYOGA, o te devolvemos el 100% de tu pago.

Yoga para la Mujer. Beneficios de Practicar Yoga

Yoga para la Mujer. Beneficios de Practicar Yoga

Yoga para la Mujer. Beneficios de Practicar Yoga

Yoga para la Mujer. Beneficios de su práctica en mujeres.

yoga para la mujer

Introducción (Primer artículo de la secuencia)

Es cierto que el Yoga es una herramienta que permite a hombres y mujeres desarrollarse por igual. La versatilidad de su diseño no pone límite de género y por eso felizmente podemos prescindir de divisiones en su enseñanza.

Los yoguis y las yoguinis no “entrenan” por separado, como si fuesen a presentarse a metas distintas como los 100 metros planos masculinos y los 100 metros planos femeninos. En yoga la “meta” está en el autoconocimiento y este es tan accesible para ellos como para ellas. El yoga es una asignatura eminentemente práctica y experiencial.

Los antiguos maestros fueron transmitiendo oralmente sus resultados experimentales hasta que fueron creándose los compendios y los grandes tratados de yoga, como “Los Yogasutras” de Patanjali, el “Hatha Yoga Pradipika” de Swatmarama, y una lista interminable hasta llegar a T. Krishnamacharia y a B.K.S. Iyengar, nuestro guruji.

Si han sido observadores, se habrán percatado. ¡Todos son hombres!

Así que lo que leemos de los antiguos e intentamos aplicar en clase, es una experiencia del yoga a través del cuerpo de un hombre.

Es bueno comprender y expresar la igualdad de accesibilidad en el yoga para la mujer, como en la práctica para el hombre. Lo que sería torpe es ignorar las diferencias morfológicas y funcionales que existen entre el cuerpo femenino y el masculino.

Actualmente en occidente hay más mujeres que hombres practicando yoga. Esto hace que este artículo sea más relevante aún. ¿Cómo podemos ajustar la práctica del yoga para la mujer, y en qué casos y momentos?

Esto va a requerir mucho más que un artículo, pero les voy a hacer un mapa inicial.

yoga para la mujer nexoyoga

Las primeras diferencias que hay que salvar son las morfológicas. Por ejemplo la pelvis ósea en la mujer es más ancha que alta y en el hombre más alta que ancha. La proporción pelvis-fémur es diferente en ambos. La complexión de los hombros es mayor y más fuerte en la media de los hombres con respecto a las mujeres. La movilidad y elasticidad pélvica es mayor en la media de mujeres que en los hombres. Y seguramente podría seguir y aburrirles.

Estas diferencias son notables externamente pero no influyen definitivamente en la posibilidad de practicar las mismas secuencias de asanas. Con algunos ajustes en los casos específicos en los que estas diferencias se presenten muy marcadas será suficiente.

Por ejemplo, si una mujer de muy baja estatura y pelvis muy ancha se dispone a hacer Virabhadrasana I, notará que el recorrido que debe hacer su cadera al rotar la pelvis es mucho mayor que el de un hombre alto (cuya pelvis es más estrecha y su femur largo).

Ante esta desigualdad para experimentar la sensación de “cadera compacta” que debe sentirse antes de flexionar la pierna delantera, un buen profesor de yoga podría optar por desplazar su pie posterior un poco fuera. Esto disminuirá notablemente la distancia a recorrer por la cabeza del fémur y así nuestra alumna llega con la misma facilidad que cualquiera a experimentar su Virabhadrasana I.

Como habrán notado, las diferencias estructurales no impiden la práctica de la misma secuencia de asanas, solo exige una aplicación adecuada de variantes en momentos y en casos puntuales. Sin embargo, las diferencias funcionales sí requieren de un ajuste de la secuencia de posturas de yoga

Al hablar de yoga para la Mujer hay que tener en cuenta, por ejemplo que, debido al ciclo ovárico femenino, durante la semana de la menstruación las asanas invertidas, como Shirshasana y Sarvangasana, entorpecen su flujo natural y añaden contracciones y cólicos innecesarios.

yoga para la mujer nexoyoga

Esto hace que durante este período, las mujeres sustituyan estos ejercicios por otros que permitan la expansión y relajación de las paredes del útero. Las asanas de inversión en ellas, aparecen en las otras semanas tras su ciclo, incrementadas en tiempo con respecto a los hombres porque en estos períodos actúan como reguladoras de las hormonas femeninas y por tanto ayudan a que el próximo período de menstruación sea más llevadero.

En general como han visto, todos podemos practicar yoga, incluso en la misma aula. No existe el yoga para la mujer u hombre, pero hay que conocer nuestras diferencias para nutrirnos mejor de los ejercicios que hacemos y de las secuencias que nos proponemos desarrollar. Próximamente les ahondaré más en este tema con artículos más específicos.

Así que… ¡Chicas! Un buen profesor de yoga, aunque sea hombre, debe tener conocimiento del cuerpo femenino y de sus ciclos y comportamiento, a fin adecuar sus clases a las necesidades de sus alumnas tanto como a las de sus alumnos.

¡¡¡Buena práctica y feliz comienzo!!!

Si te gusta este artículo compártelo. ¡Gracias!

Plantéanos tus Dudas y Comentarios DEBAJO. Si eres Profesor Te invitamos a NEXOYOGA.

Cómo Realizar estas ASANAS de Manera Correcta y Eficiente

Asanas Incluidas en el Curso de Yoga Online: La Matriz Biométrica NIVEL 1 – El Arte de Dominar ASANA”.

Descubre el Video de “Ejecución Técnica” de esta Postura, y la Ficha Técnica Pedagógica en el Nuevo Curso de Yoga Online de NEXOYOGA

Yoga para Embarazadas: Qué tener en cuenta.

Yoga para Embarazadas: Qué tener en cuenta.

Yoga para Embarazadas: Qué tener en cuenta.

Hoy responderemos unas pocas preguntas de nuestros suscriptores, entre ellas “Qué tener en cuenta para una Clase de Yoga para Embarazadas”.

Pregunta de una suscriptora:

“Hola soy Rita, quisiera saber cuales son las cosas mas importantes a tener en cuenta y que no se deben hacer, y cuales las mas importantes para hacer en una clase de yoga para embarazadas. Desde ya muchas gracias”.

Respuesta a Yoga para Embarazadas: Qué tener en cuenta.

Hola Rita:

Durante el embarazo, lo más normal es que las mujeres necesiten hacer espacio en la pelvis y en los costados del torso para permitir un crecimiento óptimo de la matriz sin presionar al resto de órganos ni perder calidad en las funciones vitales.

Además, el espacio transversal de la pelvis les permitirá una dilatación rápida y un menor esfuerzo al dar a luz. El espacio en los costados del pecho permite que la respiración aumente de calidad y no disminuya el nivel de oxigenación producto de la pérdida de espacio en la parte baja de los pulmones, al crecer la barriga.

La respiración debe llevarse a los costados y elevarla desde allí. La zona costal de los pulmones es la más amplia y la menos usada. Es importante que las pre-mamás aprendan a usarla para no sentirse fatigadas o agotadas por una respiración deficiente.

En una Clase de Yoga para Embarazadas, las posiciones invertidas pasivas ayudan quitando el exceso de presión en la parte baja del vientre y alivian la espalda lumbar, que producto del desequilibrio de peso hacia delante se curva más provocando lumbalgias.

Hacer espacio entre las palas ilíacas por detrás de la pelvis también es un elemento a tener en cuenta sobre todo cuando las embarazadas se quejan de dolores de ciatalgia.

Hay que evitar las asanas que presionan sobre el vientre directamente, como cualquiera que se ejecute tumbado boca abajo (como Shalabasana o Dhanurasana) o que exijan un esfuerzo importante del recto y el transverso abdominal, como Paripurna y Ardha Navasana.

Hay que evitar las posiciones de torsión cerrada, las cuales hacen presión del vientre contra una de las piernas o ingles. Por ejemplo Marichyasana III o Parivritta Trikonasana.

Se debe practicar sin mucha tensión. Respirando con normalidad y haciendo variantes de las asanas que puedan ser sostenidas sin agotarse. Es importante disfrutar de la práctica y que ésta sirva de pretexto para irse relacionando con la nueva vida que va creciendo dentro.

Si quieres más información, aquí nos tienes. Un saludo.

Ana Laura Hoffmann nos pregunta:

“Hola. ¿Qué tal? yo vivo en Chubut, también me dedico a yoga, aunque no doy clases hace un par de años…

Tengo un problema de salud, la tiroides, que me han hecho engordar muchísimo, y no me siento cómoda dando clases. Ahora se me suma que tengo los meniscos internos rotos y la indicación de cirugía… Pero algunas personas me han dicho que se regeneran o que se curan con imanes y otras tecnicas.

La consulta es si tienes alguna data al respecto…obviamente, trataría de no entrar al quirófano… muchas gracias.”

Respuesta:

Hola Ana:

Es importante no practicar asanas cuando hay tejidos inflamados o dolor agudo en las articulaciones. Los desarreglos en la tiroides hacen que el metabolismo del cuerpo cambie y que te puedas sentir agotada con facilidad (si es hipo-tiroidismo) o muy alterada y acelerada (si es hiper-tiroidismo).

En cualquier caso, cuando los análisis clínicos revelen que estás estable y el médico te permita hacer ejercicios normalmente, debes practicar pranayamas tumbada en shavasana con soporte en la espalda para nutrir de energía tus órganos y no sentir ese cansancio.

Hay que hacer asanas usando secuencias terapéuticas y variantes que deben ser introducidas por un profesor presencial que conozca del tema. No es conveniente que cualquiera te las enseñe. Busca información sobre Yoga Iyengar y la práctica aplicada a pacientes de tiroides y lo verás.

Con respecto a los meniscos, debo decirte que según lo que yo se, los tejidos blandos de las rodillas no se regeneran. Lo que se hace en yoga es fortalecer la musculatura y evitar, con un movimiento correcto del muslo y la pantorrilla, que las rodillas sigan dañándose. El sobrepeso hace que las rodillas se sobre-esfuercen y eso acelera también el proceso de desgaste o rotura de los meniscos.

Al principio hay que comenzar a mover correctamente las rodillas en posiciones de flexión hasta 90 grados, como los Virabhadrasana. Evita las flexiones totales como Virasana o Baddhakonasana hasta comprender bien el movimiento. Poco a poco, haciendo espacio, podrás conquistar más flexión sin que presione internamente la articulación.

No tengo conocimiento de técnicas como los imanes u otra cosa aparte de las asanas y el yoga en general. En eso no puedo ayudarte. Si necesitas más información, aquí me tienes.

Un saludo.

Liliana Cucchi nos pregunta:

¿Por qué no tenemos equilibrio? Uno de los motivos es el oído, hay otra cosa por la que no podemos mantener el equilibrio?

Jose Antonio Cao responde:

Hola Liliana:

Para mantener el equilibrio el cuerpo usa una mezcla de 3 sistemas, según lo que hasta ahora se.

La estereo-visión o doble referencia de los ojos nos permite detectar la horizontal y mantenerla entre los ojos para no «bambolear» innecesariamente al cerebro. También el más conocido sistema de equilibrio a través del oído. Y finalmente la sensación del tacto en las plantas de los pies (o de las manos o cualquier otra parte del cuerpo que haga de base según la posición en que nos encontremos) que nos transmite el equilibrio de presión y contacto con el suelo en toda la superficie que apoya, indicándonos si la columna o el centro de masas del cuerpo se inclina en alguna dirección amenazando caerse.

Esta última es la menos desarrollada que solemos tener y cuando se practican asanas es la que más se entrena.

Un saludo

¡¡¡Buena práctica y feliz comienzo!!!

Si te gusta este artículo compártelo. ¡Gracias!

Plantéanos tus Dudas y Comentarios DEBAJO. Si eres Profesor Te invitamos a NEXOYOGA.

Cómo Realizar estas ASANAS de Manera Correcta y Eficiente

Asanas Incluidas en el Curso de Yoga Online: La Matriz Biométrica NIVEL 1 – El Arte de Dominar ASANA”.

Descubre el Video de “Ejecución Técnica” de esta Postura, y la Ficha Técnica Pedagógica en el Nuevo Curso de Yoga Online de NEXOYOGA

Beneficios del Yoga. La Influencia del Yoga en el Carácter

Beneficios del Yoga. La Influencia del Yoga en el Carácter

Beneficios del Yoga. La Influencia del Yoga en el Carácter

Beneficios del Yoga.

Existe una conexión interna entre las regiones corporales y determinados sentimientos y pensamientos. Por eso, cuando determinadas asanas de Yoga fortalecen y tonifican determinadas partes del cuerpo, estamos influyendo directamente en nuestra mente y determinados rasgos de nuestro carácter y conducta. Beneficios del Yoga.

Fragmento de una entrevista a José Antonio Cao, realizada por Jordys González.

 

Beneficios del Yoga. La Influencia del Yoga en el Carácter.

JG- José, algo que me ha llamado la atención en este éste curso, es la forma tan concreta en que lo has estructurado, que cada módulo tiene una parte “terapéutica” y otra parte para personas que estén sanas y quieran utilizar el yoga como un estilo de vida y mejorar holísticamente ¿no?

beneficios del yoga nexoyoga

José Antonio Cao – Realmente, yo quise hacer el curso de una forma muy simple, para que llegara muy rápido y fácil, por eso he dividido el curso en partes físicas del cuerpo. Beneficios del Yoga.

Pero, aunque le pudiésemos llamar, piernas, pelvis, lumbar, dorsal, cervical, hombros, brazos o cabeza, lo importante es que siempre vaya asociada, la zona física que se está trabajando, con todo el recorrido que antes te estaba mencionando, que va a influir en el ser humano.

Luego entonces, los 5 módulos, podrían llamarse a sí mismos, como su nombre físico, o podrían hacer alegoría a las cualidades, las funciones fisiológicas y el beneficio holístico que trae cada práctica de esos módulos.

Por ejemplo, si practicamos sobre el primer módulo, vamos a obtener una firmeza de piernas, vamos a obtener un equilibrio y una alineación ósea de las articulaciones de las rodillas, el tobillo y la pelvis, pero al mismo tiempo, la práctica de las piernas desarrollan la voluntad de carácter, desarrollan la firmeza, desarrollan la estabilidad, el compromiso….y estas son cualidades del carácter, son cualidades de la psiquis, no del cuerpo físico.

JG – Asombroso. Entonces cuando haces piernas, no haces sólo piernas. ¡Estás influyendo en la determinación, en el carácter de la persona!

José Antonio Cao – Claro ¿Por qué cuando una persona pierde la valentía y la firmeza, se le dice «se te aflojaron las piernas»? ¿Por qué no se te aflojan los brazos cuando pierdes la valentía, sino, que se te aflojan las piernas?

Como tú bien dijiste, hay una Programación Neuro-Lingüística. El ser humano sabe, aunque no racionalmente, internamente sabe conectar perfectamente las regiones corporales que enlazan con sentimientos determinados, con pensamientos determinados. Entonces cuando uno siente debilidad lo expresa en las piernas, cuando uno siente inconstancia, lo expresa en las piernas, cuando a uno le falta valentía, lo expresa en las piernas

JG – José, por ejemplo… yo te pregunto, cuando tenemos esa sensación, que nos da a cualquier persona, aquí en el estomago… de que algo no va bien, como que… no vemos las cosas claras o… lo que sentimos cuando alguien te traiciona, ya sea un amigo o una pareja… que sentimos esa angustia y ese dolor en esta parte del corazón. ¿Eso también tiene que ver con la parte del yoga?

José Antonio – Tiene que ver completamente, plenamente, porque nuestros centros nerviosos y nuestras regiones fisiológicas son especialmente sensibles a frecuencias determinadas de nuestros pensamiento, de nuestras emociones.

Entonces, las enfermedades sicosomáticas, que son muy nuevas en el campo del estudio de la medicina y de las neurociencias también, cada vez se van dando cuenta…más, que hay zonas específicas para somatizar frustraciones, que vienen de distintos canales de nuestro comportamiento.

Por ejemplo, las regiones bajas del cuerpo suelen ser muy susceptibles a los celos, a la envidia, a la ira, a la inseguridad.

JG – ¿Esta parte baja del estómago?

José Antonio – Sí, cuando hay un ataque de ira se pierde el apetito, muchas veces se ve la típica imagen de la persona que ha perdido el apetito, se levanta de la mesa y se va, porque se cierra esta región.

No olvidemos que el tubo digestivo, está compuesto por músculos que le llaman “la fibra lisa del sistema digestivo” y son músculos que se pueden comprimir cuando en ellos se está somatizando una tensión nerviosa, que viene de este tipo de sensación.

Pero por ejemplo, cuando en vez de ser celos, o ser ira, o ser envidia o frustración, es desilusión, es desencanto, cuando viene ese tipo de sensación…es diferente. Entonces la persona no se siente frustrada, no se siente iracunda, no se siente acorralada… se siente triste, se siente deprimida, se siente traicionada, por alguien que quiere mucho.

En ese caso no se somatiza abajo, sino arriba, esta persona cierra los pulmones, deprime el corazón, cierra el pecho y se entristece. Aquí está otra zona muy sensible también a esta situación.

JG – José y toda esta situación, no es que se trate, porque al final el yoga no es una medicina, ¿pero se podría fortalecer con la práctica del yoga?

José A – Claro, por supuesto.

JG- O sea, una persona se podría fortalecer contra los azares de la vida, contra “el que dirán”, contra el miedo a “si alguien me traiciona”, “si digo esto y me pasa esto”, ¿el yoga te puede ayudar tanto, desde el punto de vista emocional?

José A.– Verás Jordys, el yoga comienza entrenándote físicamente y termina entrenándote emocionalmente, síquicamente, mentalmente. Dándote una flexibilidad mayor para entender y sentir, termina abriendo las cavidades internas, no sólo a nivel fisiológico, sino a nivel nervioso y psíquico.

Cuando nosotros ya estamos saturados, comprimidos, por efecto de un estrés acumulativo, que llevamos, por un comportamiento, que es como la postura física, pero llevado a un plano emocional, el cual nos va llevando a presionar regiones fisiológicas, vamos a sufrir de eso.

Pero si vamos poco a poco, induciendo desde el punto más externo, que es la piel y los músculos, y la postura, el tratamiento de estas regiones emocionales, de estas regiones fisiológicas, para que liberen esas tensiones, siempre estarán al día.

Y cuando llega una tensión provocada por un azar de la vida, como tú me estás diciendo, ésta no llega a ser la gota que colma el vaso, porque éste, casi siempre esta vacío.

JG- ¿Se canaliza un poco más la energía, porque al final todo es energía, no?

José A. – Todo es energía, entonces, si nosotros tenemos un aliviadero continuo que nos quita la tensión que vamos entrando a nuestro cuerpo, porque ese cuerpo siempre está al día, pero si nosotros ya estamos comprimidos, ya estamos tensos, cuando viene una situación realmente difícil, ya no podemos aguantarla.

Igual sucede si estamos débiles, cuando viene una necesidad de trabajo físico intenso, pues no aguantamos, así como tonificamos el cuerpo físico, tonificamos el cuerpo emocional, si se quiere llamar de esa manera.

JG – ¿A través de lo físico?

José A. – Sí, desde lo físico, sin perder la conexión, tiene que haber unión de todas las capas.

JG – ¿Cómo una cadena?

José A.- ¡Claro! Y así en cada parte del cuerpo veremos que somatizamos tensión, y al mismo tiempo, si la somatizamos, la podemos sacar.

¡¡¡Buena práctica y feliz comienzo!!!

Si te gusta este artículo compártelo. ¡Gracias!

Plantéanos tus Dudas y Comentarios DEBAJO. Si eres Profesor Te invitamos a NEXOYOGA.

Cómo Realizar estas ASANAS de Manera Correcta y Eficiente

Asanas Incluidas en el Curso de Yoga Online: La Matriz Biométrica NIVEL 1 – El Arte de Dominar ASANA”.

Descubre el Video de “Ejecución Técnica” de esta Postura, y la Ficha Técnica Pedagógica en el Nuevo Curso de Yoga Online de NEXOYOGA

Discopatía Degenerativa Lumbar. Posturas de Yoga a Evitar.

Discopatía Degenerativa Lumbar. Posturas de Yoga a Evitar.

Discopatía Degenerativa Lumbar. Posturas de Yoga a Evitar.

Tengo Discopatía Degenerativa Lumbar. ¿Qué posturas de Yoga debo Evitar?

Pregunta de un alumno: Discopatía Degenerativa Lumbar

“Buenos días Jose Antonio. Primero darte la enhorabuena por tu Curso de Yoga y por la página Web que tienes.

Te escribo este correo para ver si puedes ayudarme en decirme que posturas de yoga tengo que evitar y cuales las que más tengo que hacer para un problema de columna vertebral.

De modo más preciso, tengo una discopatía entre la L5-S1 que ocasiona bastante dolor, pero no quiero dejar el yoga ya que cada vez que lo practico me encuentro fantásticamente.

Muchas gracias de antemano y espero tu respuesta.”

-Víctor

Respuesta:

Hola Víctor.

Cuando se tiene una Discopatía Degenerativa Lumbar, especialmente entre la L5 y la S1, se deben evitar inicialmente las extensiones de columna y las torsiones cerradas intensas (asanas 2, 3, 4 y 6 del modulo 2).

Tus mejores amigos para practicar con una discopatía degenerativa lumbar son las asanas de piernas (módulo 1) excepto al principio virabhadrasana I y uttanasana.

discopatía degenerativa  lumbar nexoyoga

Entra bien el coxis y eleva el hueso púbico hacia los hombros en todas las asanas salvo las de flexión.

Y practica Adhomukha Svanasana cada dos o tres asanas para descargar el peso de las últimas lumbares sobre la parte alta de la columna y no sobre el sacro.

Dandasana y Baddhakonasana (asanas 5 del modulo 2, y 3 del módulo 3) deben ser practicadas con la espalda pegada a una pared para evitar la carga sobre los cuadrados lumbares.

Aprende bien Ardha halasana y Sarvangasana (módulo 5) y otra vez entra bien el coxis en ellas para no comprimir la cara posterior de las vértebras dañadas.

Al final, practica Shavasana con las piernas sobre una silla para mantener la lumbar espaciosa mientras descansas.

En general practica con cuidado y no fuerces ningun asana. Si sientes dolor agudo, retírate de la postura y haz Adhomukha Svanasana.

Cuídate y ya nos contarás.

Namaste

¡¡¡Buena práctica y feliz comienzo!!!

Si te gusta este artículo compártelo. ¡Gracias!

Plantéanos tus Dudas y Comentarios DEBAJO. Si eres Profesor Te invitamos a NEXOYOGA.

Cómo Realizar estas ASANAS de Manera Correcta y Eficiente

Asanas Incluidas en el Curso de Yoga Online: La Matriz Biométrica NIVEL 1 – El Arte de Dominar ASANA”.

Descubre el Video de “Ejecución Técnica” de esta Postura, y la Ficha Técnica Pedagógica en el Nuevo Curso de Yoga Online de NEXOYOGA

Shares